Nuevas caravanas de familias centroamericanas desesperadas que huyen de la violencia y la pobreza – Honduras



Una combinación de factores de incentivos, como la violencia, los desastres, la pobreza y la falta de respuesta de los gobiernos, están en gran medida vinculados como impulsores clave de las nuevas caravanas en América Central.

contexto

Una nueva caravana salió de San Pedro Sula, Honduras, desde el 15 de enero y rápidamente llegó a más de 4,000 personas. Se separó al entrar a Guatemala, grupos que tomaron una de las dos rutas que conducen a la frontera mexicana con Guatemala. Muchos migrantes y refugiados han optado por formar caravanas, en lugar de simplemente cruzar México, porque tienen miedo de ser secuestrados por traficantes de personas, de caer en manos del crimen organizado y carteles de drogas, o ser abusados ​​por la policía o el ejército.

Cronología y hechos clave

  • Un año después de que las grandes caravanas de migrantes abandonaron la NCA, se reunió otro grupo de personas que buscaban huir de Honduras y los países vecinos.

  • Las ventajas de viajar en grupos grandes están vinculadas a la protección y a razones económicas (lo que reduce la necesidad de pagar tarifas altas a los traficantes).

  • La primera caravana, de unas 500 personas, fue convocada a la estación de autobuses en San Pedro Sula, Honduras, el 14 de enero.

  • Hasta el 16 de enero, entre 3.500 y 4.0001 personas habían ingresado a Guatemala a través de varios cruces fronterizos, tanto de forma regular como irregular, incluidos Corinto, Entre Ríos y Agua Caliente.

  • El 19 de enero, alrededor de 2.500 personas llegaron a Tecun Uman y esperaban para cruzar la frontera hacia México2.

  • Según los informes, el 20 de enero, las personas comenzaron a viajar directamente desde El Salvador para unirse a las caravanas.

  • Las personas viajan en grupos pequeños y dispersos (hasta 20 o 30 personas), a pie, en camiones y en autobús.

  • Se ha reportado caos en varios cruces fronterizos entre Guatemala y Honduras a medida que los migrantes y las personas desplazadas buscan seguridad.

  • Según las estimaciones de las organizaciones de protección de grupos en Guatemala, las familias, los menores no acompañados, las personas LGBTI y las mujeres embarazadas representan al menos un tercio de los miembros de las caravanas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: